Las cesantias, pensiones y la salud del magisterio se encuentran en grave riesgo por las políticas de Iván Duque

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos OCDE, organismo multinacional como el Fondo Monetario Internacional FMI, o el Banco Mundial BM, o el Banco Interamericano de Desarrollo BID, entre otros, no está creado para cooperar con países como el nuestro, y lo que busca es el desarrollo económico de las grandes potencias económicas y las grandes transnacionales, no el desarrollo económico de los países atrasados, subdesarrollados y dependientes como Colombia, a quienes se les obliga a integrarse para poderlas colocar al servicio de sus intereses y de su propio desarrollo económico, esta es la cruda verdad demostrable con los hechos de la tozuda realidad.

La OCDE a partir del diagnóstico realizado a la economía nacional, ha determinado que los activos financieros de la nación no están siendo manejados con eficiencia, que esta situación debe corregirse y para ello recomienda la creación de un holding financiero, es decir, la agrupación o fusión de las entidades en donde el Estado colombiano posee activos financieros, aprovechando que el artículo 331 del nefasto Plan de Desarrollo que el Congreso colombiano le aprobó al subpresidente Iván Duque, le da facultades extraordinarias para hacerlo:

“De conformidad con lo establecido en el artículo 150, numeral 10, de la Constitución Política, revístase al Presidente de la República de precisas facultades extraordinarias, por el término de seis (6) meses, contados a partir de la fecha de publicación de la presente ley, para:

Fusionar entidades públicas del sector financiero, tales como, Aseguradoras Públicas y Fiduciarias Públicas, con el fin de evitar duplicidades y crear una entidad de la Rama Ejecutiva del orden nacional responsable de la gestión del servicio financiero público que incida en mayores niveles de eficiencia.”

Se trata de un paso más en el proceso de privatización de las entidades del Estado, uno de los fundamentos del modelo neoliberal, modelo que tiene sumida en profundas crisis económica y sociales a los países latinoamericanos en donde se ha aplicado y que es la causa de la actual protesta y movilización social en Ecuador y en Chile.

De llegar a dictarse el fatídico decreto antes del 24 de noviembre, se estarían fusionando y reestructurando dieciocho (18) entidades del Estado: Banco Agrario, Colpensiones, Icetex, Fondo Nacional del Ahorro, Nueva EPS, Previsora de Seguros, Findeter, Finagro, Bancoldex, Financiera de Desarrollo Nacional, Fondo nacional de Garantias, Fiduprevisora, Fiduagraria, Fiducoldex, Positiva Compañía de Seguros, Segurexpo, Enterritorio y Arco.

Dada la catadura del actual gobierno y lo que han significado hasta ahora las reformas de carácter neoliberal que se han implementado en el país (Ley 50 de 1990 que reformó el régimen laboral de los colombianos, Ley 100 de 1993 que reformó la seguridad social y la salud, Acto legislativo 01 de 2001 que reformó el régimen laboral del magisterio colombiano, etc., etc.), no debe quedar ninguna duda del impacto negativo para las trabajadoras y trabajadores de llegarse a implementar este nefasto holding financiero.

No solo se trata de la entrega del patrimonio público de dichas entidades, al voraz sector financiero privado, a magnates como Luis Carlos Sarmiento Angulo, y de acabar con las pensiones y las prestaciones sociales de los trabajadores, sino que va a significar una masacre laboral de enormes proporciones, en las entidades ya mencionadas. Alrededor de 20.000 trabajadores verán afectadas negativamente su estabilidad laboral, sus ingresos y sus condiciones de vida y las de sus familias.

Para el caso de las maestras y maestros colombianos, la situación obliga a ponernos en condición de máxima alerta y de atender con prontitud al llamado de nuestra organización sindical FECODE. Lo que está en riesgo son las pensiones y cesantías y el régimen especial de salud. Un holding financiero como el que pretende imponer el gobierno de Uribe-Duque acaba con el Fondo Prestacional del Magisterio FOMAG y llevar a todo el magisterio colombiano a la Ley 100 en materia de pensiones y de prestación del servicio de salud.

¡ABAJO EL HOLDING FINANCIERO DE DUQUE, VIVA LA JUSTA LUCHA DEL MAGISTERIO COLOMBIANO EN DEFENSA DE SUS DERECHOS!