Educación, otro negocio más

En la “recuperación” Peñalosista de Bogotá

Editorial de Renovación Magisterial, sábado 23 de enero de 2016

PDF PARA IMPRIMIR

“Bastaron 20 días para que el actual Alcalde utilizara este anhelo ciudadano (de más colegios) para tratar de justificar otro negocio a costa del patrimonio público y de la dignidad de los niños, docentes y directivos docentes.”

Por: Miguel Ángel Pardo Romero, Fiscal de la ADE1

Sígueme en redes sociales:
@miguep_ade    Facebook    miguep2011@gmail.com   

________________

Miguel Ángel, hecho los comentarios en diversos temas al discurso y a las primeras actuaciones de Peñalosa en pasados editoriales2, empecemos en esta emisión con el análisis en el tema educativo.

En su discurso de posesión, el Alcalde planteó dos temas resumidos en la siguiente frase: “… solamente construyendo más colegios es posible avanzar hacia una verdadera jornada completa para todos nuestros niños. Construiremos decenas de colegios, para que los niños en sectores populares, tengan jornadas escolares iguales a aquellas que tienen los niños de familias con mayores ingresos.

Pero parece que todo lo que toca Peñalosa, lo vuelve negocio. Bastaron 20 días para que el actual Alcalde utilizara este anhelo ciudadano para tratar de justificar otro negocio a costa del patrimonio público y de la dignidad de los niños, docentes y directivos docentes. La afirmación parece fuerte pero NO es así, está sustentada en sus propias afirmaciones y realizaciones.

El periódico El Espectador del 21 de enero registró la posible venta de ETB para destinarla a la construcción de muchos colegios que entrarían también en jornada completa. Pero a renglón seguido, dejó ver el fondo del asunto al manifestar que ‘‘Lo que hay que pensar no es que tenemos unas acciones en la ETB, sino que tenemos un dinero, que pueden ser 1.000 millones de dólares con los cuales se podrían hacer muchos colegios para que más niños estudiaran en jornada completa. Se podrían hacer vías, se podrían hacer parques, o podemos comprar unas acciones en una empresa de teléfonos’’.

Consciente que se está generando un gran movimiento nacional por la defensa del patrimonio público después de la venta de ISAGEN, está apurando el paso para vender lo que no es suyo sino de los bogotanos, incluso a un precio irrisorio como lo ha denunciado el ex – concejal Yezid Garcia Abello, con supuestos buenos propósitos para dividir la población, táctica que también será la constante entre la comunidad educativa. Pero el engaño le dura poco al decir que los eventuales recursos producto de la venta de la ETB podrían destinarse a “…comprar acciones en una empresa de teléfonos o para hacer vías”, seguramente como las losas de Trasmilenio en su primer gobierno que deberían durar 20 años y solo existieron durante 24 meses.

Peor aún, pueda que se venda ETB y no se destine para colegios pero después de la mugre adentro no hay Santa Lucia que valga. Ahora bien, la alerta es aún mayor cuando Peñalosa fija una meta de 60 colegios nuevos, la cual coincide con la cifra que Administración Petro quien dejó encarrilada la construcción de 22 instituciones educativas y 34 lotes comprados y legalizados. La pregunta es cuantos recursos realmente pondría esta Administración? No sobra anotar que los 3 Gobiernos Alternativos modernizaron la infraestructura educativa con el presupuesto distrital aumentando la destinación a inversión social a un 83% en Bogotá, mientras que la Nación sólo invierte el 21%, y sin tocar las empresas del Estado. Como en el caso de ISAGEN, vender la ETB es como feriar la casa dizque para arreglar los muebles.

¿Relaciona Peñalosa Jornada única con colegios entregados en concesión?

En su primera Administración junto con Mockus entregaron 25 colegios a los operadores privados por 15 años. En estos colegios se impuso jornada única de 8 horas para los niños y jóvenes en unas condiciones indignas como el alto hacinamiento, en algunos casos hasta 46 niños en preescolar, en la exclusión reflejada en el “derecho de admisión” y el retiro de quienes manifiestan problemas de aprendizaje para demostrar “buenos resultados” en el ICFES con porcentajes de hasta 63% en 9°, como también, en el desconocimiento a las necesidades educativas especiales, entre otros ejemplos.

Pero en el caso de docentes y directivos docentes, la jornada laboral pasó a 8 horas mínimo porque son compelidos a asistir sábados y domingos, so pena de no renovarles el contrato. Con el agravante que se les paga por debajo del decreto de salario.3

No nos cansaremos de resaltar que gracias a la propuesta de la ADE y del sector educativo, suprimimos más de 110.000 convenios escolares y paramos las concesiones durante los últimos 12 años, logrando que alrededor de 18.000 docentes y directivos ingresarán a la planta docente, liberándolos del regresivo régimen laboral que practican los concesionarios.

Y en el caso de las condiciones laborales de docentes y directivos docentes qué pasaría?

Trasladar ese regresivo régimen laboral de las concesiones escolares a los actuales colegios oficiales es también parte de su meta. No es coincidencia que durante estos primeros días del año escolar, en algunos colegios haya aumentado la presión para que los docentes “acepten” la ilegal jornada “global” o el aumento de la asignación académica en todos los niveles educativos o incluso de la jornada laboral presencial de 6 horas. Todo para imponer un remedo de jornada “única”, incluso con normatividad distritales y locales tan frágiles jurídica y pedagógicamente sobre las cuales manifestamos nuestro firme desacuerdo con las Administraciones anteriores.

No sobra reiterar que estas mal denominadas jornadas “únicas” requieren del debate del Gobierno Escolar que pueden aprobarlas o desaprobarlas. Incluso las azoradas normas emitidas en el declive de la anterior Administración terminaron aceptándolo. Pero ante todo porque el artículo 15 del decreto 1860 de 1994 exige obligatoriamente acudir a un procedimiento para ajustar el PEI. Mal asunto seria que en receso escolar se hubieran fabricado resoluciones locales para proceder en contravía de lo que la misma ley indica, con el agravante de que se induzca al rector a imponer medidas laborales regresivas e ilegales4.

No sobra anotar que la jornada laboral presencial para todos los docentes vinculados al Estado es de 6 horas presenciales en jornadas diurnas y que la ubicación del docente es en jornada mañana, tarde o noche, lo que deja sin sustento la jornada “global”. A la vez que la asignación académica tiene unos tiempos vigentes para preescolar, primaria y secundaria y no puede ser cambiada para ejercer otras áreas o actividades diferentes para las cuales fuimos nombrados.

Hacemos un llamado a la Administración Distrital a cumplir el punto 4° de los Acuerdos suscritos con la ADE – SINDODIC y a no inducir a los rectores a faltar a la Ley para después no respaldarlos.5

Al conjunto de docentes y directivos docentes una invitación a elegir sus representantes a los órganos de gobierno escolar, a defender los 7 criterios que plantea la ADE para una verdadera jornada única y a defender los Acuerdos suscritos entre la SED y la ADE.

Según lo que usted ha dicho, en materia curricular y pedagogía ¿quién dirigiría la educación?

En el caso de los colegios en concesión los operadores privados y en los oficiales el lCFES, tal como lo han reiterado todos los documentos, normas y convocatorias del MEN, atentando contra la autonomía, el gobierno y la democracia escolar, incluso, vulnerando el liderazgo académico de rectores, coordinadores y docentes y condicionando su pago a resultados según la nueva categorización de colegios que diseño ese Instituto. 6

¿Qué otras implicaciones tendría la venta de ETB?

La desfinanciación de la Universidad Distrital. Lo que a su vez implicaría el incremento de las matriculas, obrando en sentido contrario a la propuesta de matrícula cero y a la suspensión de la ampliación de la infraestructura. O peor la desaparición de la Universidad. Casi nada.

Entrevista relacionada:

A todas y todos un merecido día de descanso dominical

Les habló Miguel Ángel Pardo Romero, Fiscal de la ADE

 

NOTAS:

1  Miguel Ángel Pardo Romero, Magister en Historia, licenciado en Ciencias Sociales. Ex delegado del Magisterio de Bogotá ante la Junta Distrital de Educación (JUDI) y ante el Comité Distrital de Capacitación Docente (CDCD). Ex –presidente y actual Fiscal de la ADE. Correo miguep2011@gmail.com, facebook: Miguel Ángel Pardo Romero, Twitter: miguep_ade, página electrónicawww.renovacionmagisterial.org , Canal Youtube: Radio Encuentros Pedagógicos. Editorial de Renovación Magisterial, entrevistan los docentes Heidy Quijano, Andrés Cubides y Andrés Ballén en Radio Revista Encuentros Pedagógicos, sábado 23 de enero de 2016.

Educación, otro negocio más